martes, 10 de enero de 2017

¿Qué dicen las heces sobre nuestra salud?

Resultado de imagen de heces
Las heces que emite una persona, son un mundo. Ovaladas, alargadas, redondas, pequeñas, grandes… con variación de formas a lo largo del día e incluso con breve espacio de tiempo de diferencia. Esta diversidad, es algo a lo que se dedicaron a estudiar Lewis y Heaton, creando una escala que nos permite identificar el tipo de heces de cada persona y que nos informara sobre el estado de salud. Conozca cómo es su mierda.
Las heces son un buen indicador del estado de nuestro intestino y de nuestra salud, ya que son buenos indicadores de infecciones bacterianas, problemas metabólicos, hormonales… Habitualmente existe una correlación directa entre la forma/consistencia de las heces y la cantidad de tiempo que ha pasado en el colon (debido a muchos factores como la hidratación, estreñimiento o falta de la dieta, etc.)
La escala de heces de Bristol, es una tabla visual empleada en medicina, destinada a la clasificación de la heces humanas en 7 grandes grupos.
Desarrollada en 1997 por Lewis y Heaton en 1997 en la Universidad de Bristol, buscaba conocer la velocidad del tránsito intestnal con el objetivo de desarrollar una escala, que fuera sensible a los diferentes tiempos del tránsito intestinal.
Con la ayuda de 66 voluntarios omnívoros de entre 15 y 62 años; que no hubieran tenido antecedentes en los últimos tres meses de toma de antibióticos ni ningún problema médico de significancia o que tomaran anticonceptivos en el caso de las mujeres, fueron sometidos durante 9 días a un seguimiento, en el que alimentados con una dieta normal, deberían de emplear unos diarios un tanto especiales, donde deberían de anotar el número de veces que defecaban, así como la forma o apariencia de cada deposición en una escala de hasta 7 puntos.
Una vez, pasados los días de control, los voluntarios se sometían a otro proceso de 9 días, pero que consistía en la toma de un laxante (Senokot) o de un antidiarreico como la Loperamida, siendo ambos grupos llevados a la máxima dosis tolerada, para ver cómo reaccionaba el tránsito intestinal y por tanto las veces que defecaban y las formas que obtenían.
Como resultado obtuvieron la famosa escala de hasta 7 puntos que comentábamos anteriormente.
escala de bristol
Tipo 1: Trozos duros separados, como nueces, que pasan con dificultad.
Son aquellas heces que han pasado un mayor tiempo en el tracto intestinal y en general, tienen un paso más complejo, siendo además, un síntoma de estreñimiento, deshidratación… con dietas pobres en fibra, en general propias de una vida no muy saludable.
Tipo 2: Como una salchicha pero grumosa.
Heces que indican una posible deshidratación, donde hay un estreñimiento bastante evidente y que generalmente suelen ser complicadas de expulsar.
** Los casos de Tipo 1 y 2, habitualmente indican tiempos de tránsito colónico largos, con dificultad expulsiva y un número pequeño de deposiciones, aunque no significa la existencia de un estreñimiento como tal, ya que se necesita que esta situación se alargue en el tiempo.
Tipo 3: Con forma de morcilla con grietas en la superficie.
Es uno de los estados que podríamos considerar normales, aunque no se considera óptimo.
Tipo 4: Como una salchicha; o serpiente, lisa y blanda.
¡¡ Felicidades!! ¡¡Es la mierda ideal !!
Sí, lo ha logrado. Ha logrado la mierda ideal, suaves y lisas, salen como una serpiente (diámetro de 1 a 2 cm), propio de dietas equilibradas e hidratadas, la normal y saludable, donde habitualmente defeca 1 vez al día.
Tipo 5: Trozos de masa pastosa con bordes definidos, que son defecados fácilmente.
Son heces que pasan bastante fácil por el digestivo, aunque son trozos pastosos, que generalmente se acaban expulsando después de las comidas fuertes del día.
Tipo 6: Fragmentos blandos y esponjosos con bordes irregulares y consistencia pastosa.
Propios de una diarrea en potencia, con trozos blandos y esponjosos y con bordes irregulares. A pesar de esto, también pueden ser indicativos de que ha estado aguantando a ir al baño, porque no lo tenía cerca.
Tipo 7: Acuosa, sin pedazos sólidos, totalmente líquida.
La ha cagado, tiene diarrea. Ha llegado el momento de que compre acciones de Fortasec, Lopex, Imodium o cualquier fabricante de Loperamida.
Validación de la escala
Algo curioso que observaron al desarrollar la escala, es que el tránsito intestinal lento era sorprendentemente común en la población campesina que comía una dieta rica en fibra, lo cual era sorprendente también que estas personas eran bastante “resistentes”, con una complexión delgadas y eran muy propensas a los cálculos biliares de colesterol.
La facilidad de uso de esta escala, la explican Mínguez Pérez y Benages Martínez (2009) “El paciente únicamente tiene que seleccionar el tipo de heces que, por el dibujo y la descripción, más se aproxima a la forma y consistencia de las heces observadas tras la deposición”.
Posteriormente para validad los resultados, se realizó el estudio en la ciudad de Bristol con 838 hombres y 1.059 mujeres y se observaron que el tipo de defecación más habitual era el tipo 4, que las deposiciones sin prisas se asocian al tipo 3 o 4 y que las deposiciones de urgencia en el 80% son de tipo pastoso (6-7).
La facilidad de uso de la escala, ha hecho que se haya ido incorporando a la práctica clínica para la evaluación de aquellos pacientes con síndrome del intestino irritable, pacientes con HIV e incontinencia fecal y tiene consenso entre la mayoría de grupos poblaciones gracias a las diferentes adaptaciones de la escala en el resto de países donde se ha observado que presenta resultados similares o prácticamente iguales a los originales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario