martes, 28 de octubre de 2014

El problema de absorción de la curcumina podría tener solución.


"La curcumina es un potente antioxidante que se encuentra en la cúrcuma. Los ensayos clínicos están comprobando su seguridad y eficacia para el cáncer de colon, psoriasis, y la enfermedad de Alzheimer. Sin embargo, el jugo digestivo en el tracto gastrointestinal destruye rápidamente la curcumina por lo que poco realmente llega a la sangre.
Los científicos han sabido durante años que la encapsulación de la insulina y otros medicamentos en estructuras llamadas liposomas puede aumentar la absorción. Los científicos prepararon la curcumina encapsulada en liposomas para suministrarla a ratas de laboratorio.
El encapsulado cuadruplicó la absorción de la curcumina, y también aumentó los niveles del antioxidantes en sangre. El proceso de encapsulación podría ser una respuesta al problema de absorción de la curcumina en el ambiente digestivo del tracto gastrointestinal".

www.sciencedaily.com/releases/2009/11/091104122528.htm

No hay comentarios:

Publicar un comentario