domingo, 19 de febrero de 2012

Fascias

ETIMOLOGIA
La palabra latina fascia significa etimologicamente banda.
ORIGEN Y SIGNIFICADO DE LAS FASCIAS
El primero que utilizo esta palabra fue Celso, enciclopedista romano del siglo
I d.C., quien en su obra gDe re medicah la describio (junto a su tetralogia de
la inflamacion, gdolor, tumor, rubor y calorh) , aunque el la aplico a la terapeutica
medica en el sentido de fajar o vendar heridas .
Posteriormente, es Galeno el primero que las considera en relacion con la
piel; es decir, lo que hoy consideramos como tejido celular subcutaneo.
Fue mas tarde Vesalio, en el siglo XVI, el primero que, en su sistematica de diseccion,
relaciona el concepto fascia con la membrana proxima a determinados
musculos.
Spiegel le da la significacion de lamina delgada y larga, y la aplica y confunde,
concretamente, con el musculo sartorio.
Esta interpretacion de Spiegel supone durante anos que no haya una referencia
de interrelacion entre estas vainas y los huesos. Wislow es el primero
que comienza a sistematizar esta relacion con todos los musculos, como
vaina de envoltura de los mismos, lo que posteriormente sera corroborado
por Soemmering, refiriendolo fundamentalmente al tendon de Maissiat,
considerandolo como tendon del tensor de la fascia lata. Este concepto fue
ratificado posteriormente por Bichat, pero no ha sido captado como tal en
las diferentes ediciones de las Nominas Anatomicas.
Fascias. Concepto actual,
significado, origen y evolucion del
termino gfasciah
Montesinos-Castro Girona M., Smith-Ferres V., Smith-Ferres
E., Valverde Navarro A. A., Renovell-Martinez A., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda V.
1 CAPITULO
Estudio embriologico de las fascias
Martinez-Soriano F., Perez-Molto F.J., Broseta-Prades M.J.,
Montanana-Mari J.V., Cabanes-Vilas J., Smith-Agreda V.
y Ferres-Torres E .
ONTOGENESIS Y EMBRIOLOGIA MOLECULAR
Para realizar el estudio de cualquier problema biologico humano, lo mas profundo
y sucinto posible es aplicar la regla de oro docente de Escolar, que dice:
hcomenzar siempre por un estudio embriologico humanoh.
La embriologia nos permite comprender facilmente la unidad del individuo
al arrancar de la celula huevo, tras la anfimixia (o union de los gametos, en
este caso, humanos).
Por otro lado, y a partir de este momento, comienza a desarrollarse la embriologia
molecular, tras la actuacion de los genes, que rigen su crecimiento
y diferenciacion. Este huevo es un nuevo ser humano y, desde un punto de
vista etico-juridico, posee gtodas las obligaciones y derechos, como cualquier
otro individuo de la especie humanah.
PRINCIPIOS INMEDIATOS EN EL DESARROLLO EMBRIOLOGICO
Desde el punto de vista de los elementos necesarios para el desarrollo de la
estructura de la embriologia molecular, podemos concretar estos en los principios
inmediatos clasicos:
a) Glucidos.
b) Lipidos.
c) Protidos.
La combinacion de estos tres principios inmediatos, regidos por las leyes de
los genes, establece el desarrollo de la biodinamica celular, en el sustrato
morfologico-funcional de la ciclosis celular.
2 CAPITULO
Diferenciacion embrionaria
Ruiz-Torner A., Senabre-Arolas C.M., Smith-Ferres V., Cimas-Garcia
C., Ferrando-Galiana M.L., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
DESARROLLO EMBRIONARIO
Este capitulo es un capitulo muy complejo, pero vamos a intentar sintetizarlo
destacando los resultados experimentales para enlazarlos con la cadena de
mecanismos moleculares que nos permitan llegar a cristalizar el desarrollo
embrionario.
Debemos partir de que la especie humana es una especie sexuada y su reproduccion
esta basada en la union de dos gametos, el femenino u ovulo y el
masculino o espermatozoide. Estos gametos proceden de los blastomeros
germinativos de un resto de morula. El ser humano es diploide, lo que quiere
decir que posee un numero de cromosomas g2nh. Por lo tanto, para que
la conjugacion de los gametos de lugar a 2n, es necesario que cada gameto
aporte la mitad, es decir, gnh cromosomas, lo que significa que cada gameto
es haploide.
Como las celulas de las que se van a originar (espermatogonias para el varon
y ovogonias para la mujer) son diploides, los gametos deben realizar la reduccion
cromatica que se conoce con el nombre de meiosis.
MORFOLOGIA Y TAMANO DE LOS GAMETOS
Los gametos tienen distinto tamano.
El espermatozoide tiene la mision activa (similar a la del bacteriofago) de inyectar
su DNA intacto.
El ovulo es una celula grande, con gran material de reserva (glucogeno, lipidos
y vitelo-proteinas).
A pesar de su diferencia de tamano, tanto el espermatozoide como el ovulo
poseen la misma cantidad de DNA nuclear. Sin embargo, al tener los ovulos
3 CAPITULO
Afinidades positivas y negativas
de las hojas blastodermicas
Hernandez-Gil de Tejada T., Signes-Costa J., Smith-Ferres E.,
Montesinos-Castro Girona M., Cimas-Garcia C., Smith-Agreda V.
y Ferres-Torres E.
SITUACION DE LAS HOJAS BLASTODERMICAS
Como hemos indicado, las hojas blastodermicas (ectoblasto, mesoblasto y
endoblasto) se encuentran topograficamente dispuestas como ha demostrado
Holtfreter, desde la fase del estadio de gastrula (horizonte IV de Streeter),
y dadas las diferentes proximidades de unas celulas con respecto a
otras, presentan determinadas afinidades tisulares, unas positivas y otras
negativas.
Si se ponen en contacto el ectodermo y el endodermo, al principio no ocurre
aparentemente nada; ambas membranas se toleran (como ocurre con la
membrana bucal o estomodeo y con la anal o proctodeo), pero acaban perforandose,
por el rechazo, debido a tener afinidades negativas.
Por el contrario, las celulas del mesoblasto se relacionan tanto con el ectoblasto
como con el endoblasto, adhiriendose practicamente a ellas en la integracion
de tejidos y fascias, debido a que tienen entre si una afinidad positiva.
Esto tiene, como es logico, gran importancia en la formacion de los organos,
que se constituyen por la union de las hojas blastodermicas debida a la afinidad
positiva: por ejemplo, el organo de la piel, que es la union de la epidermis
del ectoblasto con la fascia de la dermis, que procede del mesoblasto.
En estos casos los hallazgos de Holtfreter indican que las celulas mesoblasticas
tienen una estructura complementaria a los antigenos propios de la diferenciacion
de la superficie celular de las celulas del ectoblasto, y esto les permite
adherirse a ellas. En cambio, la estructura no complementaria de las
proteinas presentes en la membrana celular de los integrantes de estos dos
tejidos explica su mutuo rechazo.
4 CAPITULO
Celula. Teoria celular de Virchow.
Biodinamica celular o ciclosis celular
Villaplana-Torres L., Smith-Ferres V., Smith-Ferrer E., Renovell-
Martinez A., Cabanes-Vila J., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda, V.
INTEGRANTES DE LOS TEJIDOS ANATOMICOS
Tras los primeros estudios sistematicos (de las partes integrantes de los organismos),
originarios en un principio (fundamentalmente por Galeno en Roma,
en monos y cerdos, y posteriormente por Vesalio, y su escuela espanola,
con sus discipulos los valencianos Ximeno y Collado, asi como el gallego Valverde
de Anusco y el tambien valenciano Crisostomo Martinez, en seres humanos),
aparecio la inquietud por el conocimiento de los elementos microscopicos.
Estas inquietudes sobre los integrantes de los tejidos anatomicos en un principio
se debieron a Hooke y posteriormente, de una manera temerosa, a
Malphigio y Grew, siendo el centroeuropeo Lenwenhoeck, con el desarrollo
del microscopio simple (que no refleja en imagenes), quien dio lugar a la aparicion
de la era de la microscopia.
Mas modernamente, este campo se enriquece con los descubrimientos inherentes
al nucleo y su importancia en la genesis celular de Brown y de Schleiden,
y llega a su cenit con los trabajos de Schwann, que en realidad con
sus planteamientos fue el verdadero creador de una teoria que poco despues
Virchow terminaria de perfilar y bautizaria con el nombre de teoria celular,
dentro de la cual Cajal y su escuela espanola desarrollaron la teoria
neuronal.
Esta nueva tecnica trajo como consecuencia las diferentes interpretaciones
de cada uno de los elementos que integran las minimas unidades fundamentales
de vida, que, posteriormente, se considero que ya no existian libres
(salvo los elementos vivos unicelulares), como elementos con mayor o menor
libertad, pero integrados en una intencion teleologica encaminada a un fin,
que es lo que refuerza el concepto de la unidad vital.
5 CAPITULO
Constitucion de los tejidos
Zabaleta-Meri M., Olucha-Bordonau F., Ruiz-Torner A., Valverde-
Navarro A.A., Vila-Bou V., Smith-Agreda V. y Ferres-Torres, E.
CONSTITUCION GENERAL DEL TEJIDO CONJUNTIVO
A lo largo de la biodinamica del desarrollo del tejido mesoblastico se realiza
una diferenciacion celular que va a dar lugar a unas celulas, denominadas fibroblastos,
que poseen un gran desarrollo del reticulo ergastoplasmico rugoso
(RER), donde se sintetizan las tres proteinas indicadas:
a) Colageno
b) Elastina
c) Fibronectina
de un material previo que se denomina procolageno o tropocolageno.
FIBRAS DE COLAGENO
De este protoplasma del fibroblasto, y por un proceso de exocitosis, se van segregando
al espacio tisular las tres cadenas de proteinas.
Conforme van abandonando el fibroblasto se van trenzando, bien por las
tres proteinas, bien por una sola, pero siempre por tres fibras de proteina,
que constituyen la procadena. Todas ellas son muy abundantes en los aminoacidos
glicina, lisina y prolina, que tienen una gran capacidad de hidroxilacion
y, en consecuencia, obtienen las modificaciones necesarias en presencia
de vitamina C para pasar a la fase de procolageno y comenzar el
enrollamiento helicoidal de las tres hebras.
Estas primitivas fibras se fraccionan y se autoensamblan, formando las fibrillas
finales.
Una vez formadas las fibrillas, se refuerzan poderosamente, por la emision de
puentes cruzados entre si, con los glucosaminoglicanos (GAG).
6 CAPITULO
Fascia muscular
Peris-Sanchis R., Montesinos-Castro Girona M., Montanana-Mari J.V.,
Aparicio-Bellver L., Renovell-Martinez A., Smith-Agreda V. y Ferres-
Torres E.
CELULAS MADRE QUIESCENTES. MIOBLASTO
Las celulas musculares son celulas con capacidad contractil debido a la actina
y la miosina, en presencia de Ca. Se las considera de cuatro tipos de contraccion
especializada:
a) Celulas del musculo esqueletico.
b) Celulas del musculo cardiaco.
c) Celulas del musculo liso.
d) Celulas mioepiteliales.
Como hemos indicado, todas estas celulas derivadas del mesoblasto tienen el
denominador comun de ser contractiles, por poseer actina y miosina. En cada
grupo los tipos de actina y miosina son algo diferentes en cuanto a las secuencias
de aminoacidos y estan asociados con distintos conjuntos de proteinas
para el control de la contraccion.
CELULAS DEL MUSCULO ESQUELETICO
Son las celulas encargadas de realizar los movimientos voluntarios, que Escolar,
con su criterio y sentido unitario anatomo-funcional, con miras aplicativas,
agrupo bajo el concepto de los sistemas neuromusculares.
Pueden ser gigantes (de hasta medio metro de largo y l00 ƒÊ de diametro). Poseen
una constitucion sincitial, es decir, gran numero de nucleos en un protoplasma
comun.
CELULAS DEL MUSCULO CARDIACO
Se parecen a las celulas del musculo esqueletico en su disposicion ordenada
7 CAPITULO
Sinopsis de las celulas del cuerpo
humano susceptibles de integrarse en las
diferentes tramas que generan las fascias
Martinez-Soriano F., Sarti-Martinez M.A., Perez-Molto F.J., Peris-
Sanchis R., Villaplana-Torres L., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
TEXTURAS DE LAS FASCIAS
Con el fin de poder aclarar cualquier duda en relacion con las diferentes texturas
de las fascias, vamos a realizar una sucinta sinopsis de los elementos celulares
que conformaran los tejidos, y estos, en sus ensamblajes y disgregaciones,
crecimientos y represiones, acabaran constituyendo el sustrato
morfologico-funcional que rige las distintas biodinamicas de las diferentes
fascias, que acaban encajando en la unidad total del individuo, siguiendo la
sistematizacion del anatomico espanol Ramon y Cajal y su escuela, y Wheater
y cols.
TIPOS CELULARES CONSTITUTIVOS DE LAS FASCIAS Y LUGAR
DE ORIGEN
1. CELULAS ECTODERMICAS EPITELIALES QUERATINIZADAS.
FASCIA EPIDERMICA
a) Celulas epiteliales diferenciadas.
b) Celula basal o madre.
c) Queratinocitos de las unas de las manos y los pies.
d) Celula basal del lecho ungueal.
e) Celulas de la vaina pilosa:
8 CAPITULO
Tejidos y fascias, su integracion
en la biodinamica constitucional
Villaplana-Torres L., Smith-Ferres E., Zabaleta-Meri M., Olucha-
Bordonau F., Victoria-Fuster A., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
TEJIDOS. FASCIAS. SU ORGANIZACION. SU INTEGRACION
BIODINAMICA CONSTITUCIONAL
TEJIDO MADRE MESENQUIMAL
Esbozadas sucintamente las bases de la organizacion de la biologia molecular
(de los elementos celulares y fibrilares) del individuo, vamos a estudiar su
constitucion en la integracion de los tejidos, base morfofuncional de las fascias.
Los tejidos derivan de las tres hojas blastodermicas, pero fundamentalmente
el mayor numero de ellos del mesenquima, que es el verdadero tejido madre,
que induce el ectodermo y el endodermo, y es inducido por ellos para acabar
formando los organos y sistemas, y que en el momento del nacimiento se acumula
generosamente en el cordon umbilical, constituyendo la gelatina de
Warthon. Entre ellos integran las fascias, tanto las puramente de origen mesenquimal,
como todas aquellas en las que intervienen tambien el ectodermo
y el endodermo.
METAPLASIAS
Aparentemente poseen una relativa individualidad, pero manteniendo siempre
su dependencia, genetica y funcional. Richet, ya en 1835, hizo notar lo
que el denomino gla posible sustitucion de unos por otrosh. Este concepto,
en el momento actual y bajo el punto de vista etimologico, se denomina hmetaplasiah.
9 CAPITULO
Tejidos de sosten modelados e
interaccion entre ellos para
la integracion en las fascias que
forman los organos
Signes-Costa J., Cimas-Garcia C., Ferrando-Galiana M.L., Hernandez-
Gil de Tejada T., Vila-Bou V., Smith-Agreda V. y Ferres-Torres E.
BIODINAMICA EVOLUTIVA DE LA FASCIA DEL SER HUMANO. TEJIDOS
DE SOSTEN Y DE CONTRACCION
La evolucion ininterrumpida, desde la epoca embriologica, regida por la intencion
finalista, o potencia prospectiva o teleologica, hace que los diferentes
tejidos que constituyen la fascia se diferencien, integrandose entre si, y
acaben determinando la aparicion de los diferentes organos.
Estos organos se caracterizan porque, aun contando con la integracion de todas
las funciones de los tejidos que los forman, se van a concatenar en una
diferenciacion especifica que les haga adoptar una forma, responsable de la
funcion que se les tiene asignada dentro del concierto de la unidad vital. Este
complejo proceso se realiza sin quebrar esa unidad del individuo, que, como
hemos dicho, es uno, vivo e indivisible.
Pero todavia hay mas dentro de esta compleja unidad, y es que el proceso
funcional tiene que existir de una manera intransigente, podriamos decir de
supeditacion a la manera de actuar de las fascias y, en consecuencia, de los
organos que estas determinan. Si este equilibrio se rompe, se quiebra la euritmia
de la funcion y el organismo se precipita en el terreno de la patologia.
1. FASCIA O TEJIDO FIBRO-TENDINOSOELASTICO
Como ya vimos al comenzar este estudio, en la confluencia del arranque originario
de las diferenciaciones se encuentra el tejido cordoide, que, como ya
dijimos, tenia entre otras dos funciones principales:
10 CAPITULO
Fascia neuromuscular
Peris-Sanchis R., Perales-Marin R., Cimas-Garcia C., Cabanes-Vilas J.,
Olucha Bordonau F., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
INTEGRACION FACIAL. FASCIA NEUROMUSCULAR
La fascia neuromuscular es uno de los primeros procesos de integracion que
se observan en el organismo, encaminados a un fin, por la potencia prospectiva.
Se constituye por la sinergia:
a) Del tejido muscular.
b) Del tejido nervioso.
TEJIDO MUSCULAR
La capacidad contractil propia de la fascia viva, iniciada en los cromatoforos
de las celulas mesoteliales, alcanza su particular desarrollo en la region de la
fascia especificamente diferenciada para ello, que cristaliza en el tejido muscular.
Dentro de esta organizacion y en relacion con la especificidad de sus funciones,
se consideran cuatro tipos de elementos celulares:
1) Musculo liso.
2) Musculo esqueletico.
3) Musculo cardiaco.
4) Celulas mioepiteliales.
1. MUSCULO LISO
El musculo liso procede del mesenquima oriundo del mesodermo o celoma
primitivo. Segun la teleologia a la que este destinado, se diferencian clasificandose
en dos grandes grupos:
11 CAPITULO
Bases de la fascia del sistema nervioso
Smith-Ferres V., Smith-Ferres E., Montesinos-Castro Girona M.,
Senabre-Arolas C.M., Cabanes-Vila J., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda V.
SIGNIFICADO DEL SISTEMA NERVIOSO
Como hemos venido estudiando hasta aqui, el ser humano esta constituido
por el desarrollo especifico de aquel embrioblasto omnipotente y con una
potencia prospectiva que le permite diferenciar todas sus celulas constitutivas
de la especie y en un orden positivo, encaminado a un fin.
En un principio, el orden se conseguia solamente por la influencia de los genes
y las celulas entre si. Mas tarde, cuando el numero de las celulas aumenta,
el embrioblasto comienza a diferenciar estas para encargarlas de organizar
las influencias de los genes, lo que trae como consecuencia la aparicion
de los organizadores.
Estos organizadores actuan cronologicamente segun las ordenes que van recibiendo
del ADN de los genes que se van desreprimiendo y van influyendo
en la ciclosis celular, originando la sintesis de productos de sustrato proteico,
que pueden ejercer el efecto organizador por via hematica, transportando
estos productos quimicos que denominamos hormonas en general.
Sin embargo, la dinamica organogenetica se va haciendo tan rapida que la
via organizadora-hormonal va a necesitar la aparicion de otra diferenciacion
celular que la auxilie para conseguir la correcta euritmia dinamica, y ello va a
dar lugar a la diferenciacion del sistema nervioso.
El proceso comienza a originarse, en la especie humana, en el horizonte X
de Streeter (es decir, a los 18 dias de vida, en un ser humano de 500 ƒÊm de
tamano y en fase de gastrula). En este momento aparece la diferenciacion
(por induccion de la notocorda sobre el neuroectodermo) que completando
su desarrollo llega a esbozar esa potencia que ya tiene desde su concepcion,
en un sistema nervioso que reune el control genico del sustrato hormonal, y
al mismo tiempo, estas inducciones hormonales influyen sobre el, permitiendole
no solamente regirlas, sino ser regido por ellas en una imbricacion
12 CAPITULO
Fascia liquida: compartimientos
liquidos del cuerpo
Valverde-Navarro A.A., Montesinos-Castro Grinoa M., Sanz-Smith
M.C., Victoria-Fuster A., Zabaleta-Meri M., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda, V.
Todos los elementos estudiados hasta aqui constituyen las fascia que clasicamente
podemos individualizar con un criterio simplemente morfologico. Estas
fascias, asi consideradas, es decir, individualizadas, se pueden estudiar en
un cadaver, pero a nosotros lo que nos interesa es el estudio en el individuo
vivo, operante y dialogico, y esto solo se consigue por medio de una de las
fascias de mayor importancia, la fascia del medio liquido.
Este medio liquido, que funcionalmente podemos considerar como una fascia
liquida tisular, tiene una biodinamica particular, aparentemente propia,
pero fundamental para el correcto funcionalismo unificado de todas las demas
fascias, ya que es la que se encarga de regir el equilibrio funcional armonico
de estas.
Las alteraciones tanto fisicas como quimicas influiran decisivamente en su
metabolismo, y en consecuencia, las disfunciones de las fascias, o del medio
liquido, cursaran con sintomas que implicaran a todas y que habra que saber
diagnosticar para aplicar la oportuna terapeutica.
MEDIO INTERNO Y MEDIO EXTERNO
Claudio Bernad definio el medio interno como gel espacio que rodea las celulash.
Asimismo, considero el medio externo como gel medio que rodea los
organismosh.
El medio interno o espacio extracelular se encuentra normalmente ocupado
por liquido. El mantenimiento de estos liquidos se realiza por una serie de
mecanismos homeostaticos, que tienen como funcion primordial el manteni-
13 CAPITULO
Fascia liquida: sistema linfatico y
biodinamica del liquido intersticial
Victoria-Fuster A., Perez-Molto F.J., Ruiz-Torner A.,
Peris-Sanchis R., Senabre-Arolas C.M., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda, V.
LA LINFA
Estudiados hasta aqui sucintamente los constituyentes de la fascia liquida, y
esbozada su significacion en la biodinamica, la hemos considerado resumida
en tres momentos funcionales:
a) El liquido extracelular.
b) El liquido intercelular.
c) El liquido intracelular.
Nos queda ahora hacer hincapie en una realidad morfobiologica, fundamental
para la biodinamica funcional de los componentes de esta fascia, entre
si y con el resto de las fascias, que integran al individuo vivo, operante y
dialogico, y nos referimos con ello a la realidad palpable de la linfa.
Esta porcion del tema que nos ocupa, y del sistema linfatico en general, constituye
para Guyton y cols. una via accesoria por la cual los liquidos de los espacios
intersticiales pueden llegar a la sangre.
La linfa, etimologicamente ƒÉƒÇƒËƒÓƒ¿, significa agua. Esta considerada como un
liquido transparente, ligeramente amarillo, de reaccion alcalina, que se encuentra
en los vasos linfaticos y se deriva de los liquidos tisulares. En ocasiones
puede presentar un aspecto opalescente a causa de portar particulas de
grasa. Bajo el estudio microscopico consta de una parte liquida y de celulas
(la mayor parte de las cuales son linfocitos). La linfa se recoge de todas las
partes del cuerpo y se devuelve a la sangre por el sistema linfatico.
Los vasos linfaticos pueden llevar proteinas y particulas mayores, fuera de los
espacios tisulares, cuando ninguno de estos productos puede pasar directamente
por absorcion hacia la sangre capilar. Aparte de las otras funciones, es-
14 CAPITULO
Fascia meningea: relacion con
la fascia liquida a nivel del
liquido cefalorraquideo
Renovell-Martinez A., Martinez-Soriano F., Broseta-Prades M.J.,
Cabanes-Vila J., Senabre-Arolas M.C., Smith-Agreda V.
y Ferres-Torres E.
MENIGES Y LIQUIDO CEFALORRAQUIDEO (LCR)
Hemos visto que la unidad biodinamica de las fascias del ser vivo se realiza
por la accion de la fascia liquida, ya que ella es la que rige el equilibrio de la
homeostasis del ser vivo, operante y dialogico que es el ser humano.
Unas de las estructuras fasciales en donde esta relacion se observa incluso a
nivel macroscopico la constituyen las fascias meningeas, expresadas en el
concepto de la duramadre, que algunos autores, por el hecho de ocupar el
plano medio sagital del organismo, las consideran la primera fascia.
CONCEPTO DE MENINGES
Clasicamente entendemos por meninges las envolturas tisulares que rodean
el sistema nervioso. Estas estructuras presentan, entre otras, una funcion primordial,
que es la de proteccion de este sistema nervioso, y su textura se va
haciendo cada vez mas delicada en relacion con la proximidad al SN.
En el concepto gmeningesh podemos considerar tres sustratos integrantes:
a) La duramadre
Es la mas externa de las meninges y, en razon de su origen embriologico, es
una continuacion del periostio, solo que en la porcion correspondiente a las
cavidades neurales recibe el nombre de endostio si esta proxima al hueso, o
duramadre si se encuentra proxima al tejido nervioso.
15 CAPITULO
Fascia meningea: dependencias de la
duramadre. Hoces y senos cerebrales
Aparicio-Vellver L., Montanana-Mari J.V., Villaplana-Torres L.,
Senabre-Arolas C.M., Ferrando-Galiana M.L., Smith-Agreda V.
y Ferres-Torres E.
MENINGES INTRARRAQUIDEAS E INTRACRANEALES. ESPACIO
EPIDURAL. FASCIAS DE TENSION RECIPROCA
Como ya hemos indicado (cuando expusimos el desarrollo anatomo-ontogenico
de los elementos morfologicos del periostio y el epineuro), al penetrar
en los espacios intrarraquideo e intracraneal, el periostio se dicotomiza dando
lugar al endostio y la duramadre, separados por el espacio epidural.
En el espacio intracraneal las cosas ocurren de forma distinta, pues se funde
el endostio con la duramadre, dando lugar a una sola fascia, que es la duramadre
intracraneal.
Esta diferencia de los espacios intraneurales determina que aparezcan dentro
de estos, en la porcion intarraquidea, el espacio epidural (entre el endostio
y la duramadre), mientras que en la porcion intracraneal se encuentra, por
dentro de la duramadre, el espacio subdural. Este espacio tambien se encuentra
por dentro de la duramadre en el territorio intrarraquideo.
En la porcion intracraneal la duramadre se funde y se adhiere muy intimamente
al periostio, de manera que, si se intenta extirpar, se arrancan los dos
tejidos juntos; es lo que Upledger indica en su tratado de 1983 como que hlos
huesos del neurocraneo son densificaciones externas de la duramadreh.
Por otra parte, la duramadre tiene que recoger los liquidos hematicos y derivados
que circulan dentro del craneo, asi como contribuir a proteger las distintas
formaciones del neuroeje en relacion con su biodinamica, tanto morfologica
como funcional; por ello presenta una serie de variaciones
anatomicas que en realidad constituyen el sustrato anatomico de la fascia
meningea. Y aqui no debemos olvidar que, como ha escrito Still, gla Osteo-
16 CAPITULO
Razones biodinamicas de la
propedeutica de las fascias
Perales-Martin R., Smith-Ferres V., Sarti-Martinez M.A., Sanz-Smith
M.C., Hernandez-Gil de Tejada T., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
ORGANIZACION DE LOS SERES VIVOS. REINO MINERAL.
PARAMETROS VITALES
ORGANIZACION DE LOS SERES VIVOS
Una de las caracteristicas que presentan los seres vivos es lo que pudieramos
denominar su fobia a las formas rectilineas. Podriamos asegurar que... los seres
vivos huyen de la linea recta... Hace falta descender a nivel de la biologia
molecular para comenzar a encontrar la aparicion de cuerpos quimicos que
presenten la morfologia de las lineas rectas.
REINO MINERAL. ESTRUCTURA CRISTALINA
El mundo mineral no es que no tenga vida, sino que la tiene sometida a otros
parametros, y sus formas se cinen mas intimamente a la caracteristica de los
sistemas cristalinos de los componentes quimicos que los integran, y en ellos
se desarrollan y crecen, por lo que podriamos considerar como un estado especial
de sus integrantes, utilizando tambien, que duda cabe, el agua como
elemento fundamental para la consecucion de su estructura cristalina, ya que
la carencia de esta les hace pasar a la estructura amorfa.
Aparentemente son formas muertas, pero no es asi, son formas que se encuentran
en una variante de vida que podriamos denominar un estado armonico,
influyendo y siendo influidas entre si sus moleculas para conseguir el
equilibrio de sus estructuras, o la cinetica de sus desarrollos fisico-quimicos,
pero sometidos a una dinamica del parametro tiempo completamente distinta
a la de lo que denominamos formas vivas.
17 CAPITULO
Biodinamica de las fascias
Perales-Martin R., Victoria-Fuster A., Aparicio-Bellver L., Sarti-
Martinez M.A., Villaplana-Torres L., Smith-Agreda V.
y Ferres-Torres E.
INTRODUCCION Y SINOPSIS. RESUMEN PROPEDEUTICO DE LA
MOTILIDAD DE LAS FASCIAS
Cuando se comienza el estudio de cualquier materia o disciplina, sobre todo
si esta se va a orientar en un sentido aplicativo, y si esta orientada a las Ciencias
de la Salud, es imprescindible, una vez establecido su por lo menos minima
nocion morfofuncional, realizar el estudio biodinamico de sus propiedades
y efectos, para su previo conocimiento, con relacion al fin al cual se va a
utilizar. En este caso el terapeutico.
Esta nueva faceta de su conocimiento se denomina Propedeutica. Este concepto
etimologicamente viene de las palabras griegas ƒÎƒÏo = antes, y, ƒÎƒ¿ƒÇƒÂƒÃƒÒ.
ƒÑƒÇƒÔƒÍƒÐ = relativo a la ensenanza.
Basados en estos fundamentos didacticos, vamos a comenzar el estudio de las
fascias o fascia, segun esta metodologia, basandonos en los conceptos previos
que hemos expuesto, maxime siendo estos anatomicos, ya que, como
tantas veces expreso Still, y como indico su discipulo Sutherland ya en la edicion
de 1939 de su The Cranial Bowl, hla Osteopatia es ante todo Anatomia,
despues Anatomia y siempre Anatomiah.
ETIMOLOGIA DEL CONCEPTO FASCIA
La palabra fascia, como ya hemos expuesto, presenta varios significados en
su etimologia, como son: lazo, union, vinculo, envoltura o vendaje, etc. Esto
ha llevado hasta aqui a que al concepto de fascia no se le haya dado el autentico
significado, por no tener una vision muy exacta de ella.
Para nosotros, hla fascia es una estructura de tejido, basicamente diferenciada
del mesenquima, que no solamente envuelve el 100% del cuerpo huma-
18 CAPITULO
Propedeutica de la movilidad de
la fascia. Movimiento respiratorio
primario de Sutherland
Ruiz- Torner A., Valverde-Navarro A.A., Zabaleta-Meri M.,
Victoria-Fuster A., Medina-Garrido J.A.,
Smith-Agreda V. y Ferres-Torres E.
MOVIMIENTO RESPIRATORIO PRIMARIO DE SUTHERLAND (MRP)
La biocinetica, segun algunos autores, o biodinamica en general de la movilidad
de la fascia nos obliga a no olvidarnos de que las distintas fascias hasta
aqui consideradas no son mas que una continuidad de la unidad de la fascia,
que enlaza morfologicamente el conjunto de todos los sustratos que constituyen
los elementos de la locomocion, manipulacion, etc.
Por todo esto, tenemos que admitir que, segun Sutherland, htodos los movimientos
de cualquiera de estos elementos ocasionan el mismo movimiento
ritmico de todos, ya que repercuten en los demash. A este movimiento se le
denomino movimiento respiratorio primario (MRP) de Sutherland, que este
autor definio como: hun ritmo de 8 a 12 ciclos por minuto, correspondientes
al equivalente a la sistole y la diastole de los hemisferios cerebralesh.
Este mecanismo aparece, segun este autor, en el tercer mes de la vida intrauterina
(es decir, en el II periodo fetal de Streeter) y se prolonga unas cuatro
horas y veinte minutos despues de la muerte clinica. Coincide con los estudios
realizados en el mismo periodo en Europa por Lebourg.
Sin embargo, como primario, sin que esto signifique contradecir el concepto
de Sutherland, embriologicamente, el latido cardiaco aparece entre los horizontes
IX y XI de Streeter, es decir, entre los 20 y los 24 dias posconcepcion
(que realiza el primitivo movimiento respiratorio, a traves de la circulacion
placentaria, primitivo corazon y pulmon embrionarios), con un tamano que
19 CAPITULO
Propedeutica de las membranas
de tension reciproca
Martinez-Soriano F., Medina-Garrido J.A., Ruiz-Torner A.,
Montesinos-Castro Girona M., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
MEMBRANAS MENINGEAS. CARACTERISTICAS DE LAS INSERCIONES
CRANEODURALES EN RELACION CON EL MRP DE SUTHERLAND
PRIMERA DIFERENCIACION DEL TEJIDO MADRE
Como ya hemos indicado en los capitulos 15 y 16, del tejido madre se diferencio
el endostio y la duramadre en la cavidad raquidea, a excepcion de la
zona correspondiente a la cavidad intracraneal, en donde constituyen una
sola hoja, mientras que en el conducto vertebral, como acabamos de indicar,
presentan una division intermetamerica, que nos limita el espacio epidural,
que le permite incorporar los movimientos de todas las fascias al MPR, y viceversa.
Sin embargo, la membrana que da lugar a la duramadre (que es de naturaleza
fibrosa), para no danar con el roce en los movimientos al sistema nervioso,
sufre una serie de diferenciaciones que la transforman en tejidos cada
vez menos toscos conforme se aproximan al tejido neural.
Son membranas que se sistematizan como hemos indicado con relacion al sistema
nervioso y que clasicamente denominamos meninges.
Los requerimientos clasicos exigidos por Still y Sutherland para ser consideradas
como membranas de tension reciproca son:
1. Constituidas por tejido fibroso inextensible.
2. Sincronizarse en el movimiento ritmico de las contracciones y contracontracciones
de los hemisferios cerebrales.
3. Limitar los movimientos de los huesos en flexion y extension.
4. Actuar sobre un punto de apoyo, que puede cambiar automaticamente de
20 CAPITULO
Limites de las fascias.
Movimientos viscerales dentro
de la biodinamica de la fascia
Broseta-Prades M.T., Aparicio-Bellver L., Sanz-Smith M.C.,
Ferrando-Galiana M.L., Victoria-Fuster A.,
Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
FASCIA CERVICO-TORACO-ABDOMINO-PELVICA
1. PROPEDEUTICA DE LA FASCIA CRANEOCERVICAL
Continuando con la sistematizacion de la fascia, nos toca ocuparnos ahora de
la fascia cervico-toraco-abdomino-pelvica, que para mejor estudio de su propedeutica
vamos a subdividir en:
a) Fascia craneocervical.
b) Fascia cervicotoracica.
c) Fascia toracoabdominal.
d) Fascia abdominopelvica.
e) Fascia peritoneal.
f) Fascia propia.
A partir del agujero occipital o foramen magnum de los clasicos y de los agujeros
de conjuncion del primer espacio intervertebral, es decir, entre el occipital
y el atlas (ya que el craneo es la primera vertebra de la columna vertebral),
se establece la continuacion y sistematizacion del tejido fascial, como
ya vimos, a partir del cambium.
Por lo tanto, esta cadena aponeurotica (que, como hemos indicado, Mitchel
denomino el 6o principio del MRP, o fascia cervico-toraco-abdominal, quien
desarrollo la tecnica de la energia muscular (TEM) en 1958, y posteriormente
en 1979, Mitchel junior desarrollo un sistema de metodos de manipulacion
21 CAPITULO
Fascia toracoabdominal
Smith-Ferres E., Valverde-Navarro A.A., Vila-Bou V.,
Smith-Ferres V., Olucha-Bordonau F.,
Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
PROPEDEUTICA DE LA FASCIA TORACOABDOMINAL
Caudalmente al diafragma, sigue la cadena fibrosa. Los pilares del diafragma
tienen una parte fibrosa voluminosa (que no procede embrionariamente de
los somitas de la cuerda del cuello, o sea, del frenico, sino que corresponde a
los somitas desde D9 hasta L2 en el lado izquierdo y hasta L3 en el lado derecho,
que corresponde a los pilares diafragmaticos de Uskow), que los fija al
raquis lumbar.
La insercion de los pilares del diafragma varia:
a) En el lado derecho alcanza hasta la vertebra L3.
b) En el lado izquierdo alcanza hasta la vertebra L2.
c) Sus inserciones costales y derivados.
Se realizan, como ya indicamos, sobre los cuerpos de las citadas vertebras
lumbares en la porcion medial. Pero la insercion lateral se realiza sobre la
apofisis costiforme de la L1 en ambos lados, para formar el arco o hiato del
psoas. Estos pilares son perforados por el nervio ortosimpatico esplacnico mayor,
mientras que el resto de los esplacnicos, menor e imo, junto con la cadena
ortosimpatica y las venas acigos y hemiacigos, pasan por la porcion dorsal
del hiato del psoas.
Desde esta insercion, el diafragma salta hasta el reborde de la arcada costal
(dando lugar al arco del cuadrado lumbar) para seguir insertandose en la cara
interna de toda ella, contribuyendo a formar en la cara craneal el seno costodiafragmatico,
y llegar hasta la porcion retrosternal en donde, como hemos
indicado, forma el ojal de Larrey.
22 CAPITULO
Fascia abdominopelvica
Sanz-Smith M.C., Aparicio-Bellver L.,
Broseta-Prades M.J., Hernandez-Gil de Tejada T., Olucha-Bordanau F.,
Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
PROPEDEUTICA DE LA FASCIA ABDOMINOPELVICA
Toda la serie de ligamentos que han venido constituyendo la fascia craneocervico-
toraco-abdominal se insertan en la porcion media de la columna, y al
llegar a la porcion diafragmatica correspondiente a los pilares de Uskov, se
dirigen lateralmente para constituir la fascia iliaca de cada lado, que va a tener
una solida implantacion, puesto que actuara como aponeurosis o fascia
del musculo psoasiliaco.
Estas fascias iliacas, siguiendo el trayecto del psoasiliaco, descienden por la laguna
muscular del pliegue inguinal hasta alcanzar la insercion del citado
musculo en el trocanter menor femoral.
Pero, ademas de esta relacion con la musculatura que hemos indicado, a cada
lado se abre e integra con los sistemas neuromusculares cervicodorsales,
del miembro superior, y los lumbosacros, que van a definir el miembro inferior.
En consecuencia, como consideran los clasicos, esta fascia craneo-cervico-
toraco-abdominal acaba pasando de ser una cadena fascial anterior o medial
a constituir dos cadenas laterales que van a soportar la carga dinamica
de las extremidades:
a) La superior.
A partir de las metameras C5, C6, C7, C8 y D1.
b) La inferior.
A partir de las metameras L2, L3, L4, L5, S1, S2 y S3.
Limites y contenido
Aunque la cadena cervico-toraco-abdomino-pelvica se desdoble, queda de
ella una porcion anterior que es la columna central de suspension, la cual, co-
23 CAPITULO
Fascia de los sistemas neuromusculoaponeuroticos.
Entesopatia
Perez-Molto F.J., Renovell-Martinez A., Montanana Mari J.V.,
Signes-Costa J., Perales- Marin R., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda V.
PROPEDEUTICA DE LA FASCIA APONEUROTICA SUPERFICIAL
Constituyendo lo que podiamos denominar cara profunda de la piel se encuentra
la expresion mas superficial de la fascia, que se denomina fascia aponeurotica
superficial.
La comprension unitaria de la anatomo-fisiologia de la fascia aponeurotica
superficial nos va a aportar la base de la unidad del individuo.
La fascia aponeurotica superficial es la union de los sistemas neuromusculares
entre si constituyendo la continuidad de estos a traves de las clasicas aponeurosis
superficiales que los envuelven y que, arrancando de la hipodermis,
establecen la continuidad entre la piel y ellos, y que han permitido a Busquet
elaborar los conceptos anatomo-funcionales de la biodinamica de las cadenas
musculares tanto directas como cruzadas.
Por otro lado, la unidad de las fascias, que algunos autores consideran como
una globalidad, se establece desde el tejido celular subcutaneo hasta incluso
con las fascias de tipo peritoneal, pues, como hemos dicho, la fascia propia
(que forma el sustrato conjuntivo de todas ellas) es una continuidad que centralmente
conecta desde la fascia peritoneal parietal hasta las fascias mesentericas
y epiploicas, actuando como capa externa o adventicia de las visceras
y vasos, y, como hemos indicado, constituyendo la capa basal de la fascia aponeurotica
superficial.
Asimismo, adquiere en el momento presente una gran actualidad en relacion
con la biodinamica del movimiento, ya que esta ha pasado de ser considera-
24 CAPITULO
Sinopsis neuromuscular
Montana-Mari J.V., Perez-Molto F.J., Ruiz-Torner A.,
Peris-Sanchis R., Signes-Costa J., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
PROPEDEUTICA DE LAS FASCIAS MOTRICES
Estudiadas en Anatomia y Fisiologia las caracteristicas de los elementos de estas
fascias motrices, vamos a establecer su sinopsis.
1. Musculos tonicos
Son fibras de contraccion lenta, cortas y rojas, con gran resistencia a la fatiga,
fundamentales en la estatica y mas frecuentes en razas caucasicas.
2. Musculos fasicos
Son fibras de contraccion rapida, largas, con poca resistencia a la fatiga, fundamentales
en la dinamica y mas frecuentes en razas de color.
3. Musculos monoarticulares
Son musculos cortos, eminentemente tonicos, que presentan inserciones entre
los elementos de dos metameras adyacentes. Suelen ser eminentemente
de la funcion estatica, o carreras largas (maraton).
4. Musculos poliarticulares
Son musculos largos, eminentemente fasicos, que presentan inserciones en
varias articulaciones. Suelen ser eminentemente de la funcion dinamica, o carreras
cortas (100 metros lisos).
5. Musculos agonistas
Son los musculos que concurren en una misma funcion.
6. Musculos antagonistas
Son los musculos que aparentemente poseen funciones opuestas.
7. Musculos sinergicos
Son los musculos, que siendo agonistas o antagonistas, concurren a realizar
una misma funcion en un determinado momento funcional.
25 CAPITULO
Fascia osteoarticular
Smith-Ferres V., Ferrando-Galiana M.L., Munoz-Fernandez J.F.,
Broseta-Prades M.J., Renovell-Martinez A.,
Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
PROPEDEUTICA DE LA BIODINAMICA ARTICULAR DE LITTLE JOHN
Estudiada la interrelacion de los diferentes elementos anatomicos integrantes
de la biodinamica funcional de los sistemas aponeuroticos-osteoneuromusculares
(tanto en la estatica como en la dinamica), vamos a detenernos
ahora en el estudio del sustrato articular, integrado con el
precedente, considerando los elementos o sistemas de cadenas musculares
de Busquet (tanto las cadenas rectas, como las cruzadas), pero ahora en relacion
con el dispositivo articular, basandonos en la biodinamica articular de
Little John.
Este estudio comienza con el analisis de las biodinamicas de las curvas sagitales
de la columna vertebral.
LEY DEL PANDEO DE LAS COLUMNAS ELASTICAS
En el estadio embrionario existe una sola curvatura, de cifosis total, en la columna
vertebral. A partir del nacimiento, y en relacion con la funcion de enderezamiento,
se empiezan a desarrollar ciertas curvaturas, distintas a la primaria,
basada en la ley del pandeo de las columnas elasticas, cuya expresion
matematica dice:
R = C 2 + 1
en donde,
R= Resistencia de la columna.
C= Numero de curvaturas.
Hay que tener presente que durante la vida intrauterina el raquis en desa-
26 CAPITULO
Propedeutica y significado
de las cadenas musculares
en la biodinamica osteopatica
Sarti-Martinez M.A., Cimas-Garcia C., Hernandez-Gil de Tejada T.,
Olucha-Bordonau F., Medina-Garrido J.A., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda V.
CADENAS MUSCULARES
Las lineas de fuerza de Little John y Struyf cristalizaron con la consideracion
de las cadenas musculares, que ha estudiado detenidamente Busquet, que
nos aclaran la comprension y fisiologia de la biodinamica de las fascias, distinguiendo
en ellas las rectas y las cruzadas. Este autor las define como hcircuitos
en continuidad de direccion y de planos, a traves de los cuales se propagan
las fuerzas organizadoras del cuerpoh.
CADENA MUSCULAR RECTA ANTERIOR
Corresponde a la linea de fuerza anterior y se cruza con la linea transversa
pubica.
1. CADENA MUSCULAR RECTA CERVICAL
En el raquis cervical, las estructuras oseas intervienen en el anclaje de esta cadena
muscular. Estos anclajes son:
a) El craneo, que se une con el torax.
b) El maxilar inferior o mandibula.
c) El hueso hioides.
d) La clavicula.
27 CAPITULO
Propedeutica fisiopatologica
de la fascia
Montanana-Mari J.V., Hernandez-Gilde Tejada T.,
Aparicio-Bellver L., Martinez-Soriano F., Smith-Ferres E.,
Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
LESION TOTAL DE FRIETTE
Ante un paciente, hay que partir de la base, segun el parecer de Friette, gde
que el proceso patologico es el resumen de todos los factores individuales
que comportan la alteracion del principio de unidad del organismoh, lo cual
hay que tenerlo presente y enfocarlo con una vision unitaria, en la cual hay
que seguir una metodologia de actuacion tanto en la anamnesis como en la
inspeccion, exploracion y diagnostico diferencial, que nos lleven a establecer
un diagnostico definitivo y, como consecuencia, a un tratamiento adecuado
que nos permita el restablecimiento de la homeostasis de Canon.
No debemos olvidar tampoco para la exploracion, el diagnostico y la valoracion,
asi como para el proceso terapeutico adecuado, que practicamente en
todos los casos clinicos el cuadro se detecta por la presencia de un sintoma, y
que este sintoma o enfermedad es el proceso del desequilibrio, emitido por
el lugar de menor resistencia, dentro de la patologia de la unidad indicada.
Teniendo presentes estas aseveraciones de Friette, vamos a establecer una
pauta general, es decir, una metodologia de actuacion.
Para penetrar en el estudio de las fascias, hemos realizado previamente una
sucinta exposicion de su propedeutica. En realidad, lo hemos venido realizando
desde el comienzo de los diferentes capitulos de este tratado, ya que,
como hemos indicado, Propedeutica significa gensenanza previa del estudio
de cualquier disciplinah.
Comenzamos aplicando la regla de oro de Escolar en la indagacion de todo
proceso cientifico-biologico, es decir, harrancando de su embriologia (y en el
momento presente de la biologia molecular de esa organogenesis), para,
28 CAPITULO
Lesiones vertebrales
Zabaleta-Meri M., Sarti-Martinez M.A., Signes-Costa J., Cabanes-
Vila J., Sanz-Smith M.C., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
LESIONES VERTEBRALES
Antes de entrar en el estudio de las lesiones vertebrales, es conveniente que
realicemos una especie de sinopsis del concepto osteopatico y una serie de referencias
a procesos y maniobras en relacion con la unidad del ser humano y,
en consecuencia, con su respuesta ante la enfermedad y, por ende, ante la terapeutica.
1. Cualquier lesion afecta todas las fascias y, en consecuencia, la 1a fascia o
fascia meningea y, logicamente, el sistema MRP.
2. Se debe tener presente este principio para actuar en la terapeutica general.
3. Las lesiones vertebrales se rigen en osteopatia por las leyes de Friette.
LEYES DE FRIETTE
Por lo que respecta al sistema craneosacro, toda su biodinamica se rige por
las leyes de Friette.
1a Ley de Friette
a) La lateralizacion y la rotacion estan opuestas.
b) La lateralizacion precede a la rotacion en la convexidad.
29 CAPITULO
Afecciones del raquis cervical,
cervicalgias y hernias discales cervicales
Renovell-Martinez A., Broseta-Prades M.J., Sarti-Martinez M.A.,
Medina-Garrido J.A., Perales-Marin R., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda, V.
CERVICALGIAS
Tras el estudio de los problemas del craneo, nos corresponde continuar el estudio
por el sustrato del cuello o porcion cervical del raquis, que suele cursar
practicamente en casi todos los casos con dolor, lo que da lugar a las denominadas
cervicalgias.
Segun Aparisi, Sancho y Malabia, estos trastornos constituyen el mayor numero
de causas de invalidez permanente en nuestro medio, lo que es una
problematica humana y socioeconomica, no decimos la mas numerosa, sino
la mas grave, porque las lesiones lumbares son mucho mas frecuentes, y aunque
producen muchas invalideces, estadisticamente estas no suelen producir
mayor numero de incapacidades o invalideces permanentes.
Este hecho es el que nos ha impulsado a abordarlo, no de una manera exhaustiva
como corresponde al osteopata especialista en esta materia, sino a
orientar su cuadro con el fin de que el facultativo aplique la terapeutica oportuna
que pueda prevenir el desagradable desenlace o le permita enviarlo a
la consulta del especialista.
Tipos de lesiones
Los cuadros son muy variopintos, teniendo presente la extraordinaria riqueza
morfologica del sustrato anatomico, dada la riqueza de la biodinamica de
la region.
Sintetizando su sintomatologia, podemos clasificarlos en:
a) Cervicalgia.
b) Psicalgia, con dolor de espalda.
30 CAPITULO
Consideraciones
anatomopatologicas del tronco
Ferrando-Galiana M-L., Sanz-Smith M.C., Signes-Costa J.,
Senabre-Arolas M.C., Vila-Bou V., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
TRONCO
El tronco, clasicamente, como ya hemos indicado, se divide en tres zonas anatomofuncionales:
a) el torax.
b) el abdomen.
c) la pelvis.
Esta vision analitica, si bien tiene aparentemente el soporte morfologico, no
resiste el estudio bajo el punto de vista del concepto unitario y holistico, que
corresponde a todo el ser. Como tantas veces hemos indicado, el ser humano
es uno y ademas es un ser anatomofuncional, dinamico, y para conseguir esta
capacidad, adapta reciprocamente la morfologia y la funcion, y, como consecuencia
de ello, diferencia cada una de las aparentemente piezas que integran
esa unidad.
Tanto desde un estudio filogenico como ontogenico, el desarrollo del tronco
ha ido siguiendo la misma sistematica, solamente atendiendo la intencion finalista
de cada una de las partes que se van a encargar de una funcion especifica
dentro de la unidad vital.
Tanto el torax como el abdomen o la pelvis proceden de un desarrollo metamerico
establecido por el organizador notocordal, que, dirigiendo las diferenciaciones
metaplasicas sobre el tejido madre, acabara formando las estructuras
que permitieron a Sutherland la consideracion del MRP.
Este tronco constara de un elemento axil o eje, que es el raquis, que, en su
centro, albergara el tejido nervioso y alrededor de el la primera fascia, o fascia
meningea, en el interior del conducto vertebral.
Desde aqui diferenciara a partir de cada cambium metamerico los sustratos
del tejido madre para constituir los tejidos o fascias clasicas, que envolveran
31 CAPITULO
Lumbalgias: maniobras de exploracion
de su biodinamica y patologia
Aparicio-Bellver L., Medina-Garrido J.A., Perales-Marin R.,
Perez-Molto F.J., Valverde-Navarro A.A., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda V.
LUMBALGIAS
Constituyen uno de los cuadros clinicos mas frecuentes en la patologia osteopatica.
Pero no es un cuadro simple y unico, sino que suele encontrarse imbricado,
en su fisiopatologia, con una sintomatologia que, aunque parece
simple, requiere su diferenciacion y analisis para aplicar un tratamiento.
Pueden deberse a diversas causas, y clasicamente se las clasifica en:
a) Lumbago.
b) Lumbalgia.
c) Ciatica.
d) Lumbociatica.
e) Ciatica radicular o ciatica verdadera.
f) Ciatica referida.
Procederemos con la propedeutica, que ya hemos indicado en el capitulo 24.
ANAMNESIS
.Que le ocurre?
El paciente nos indica que asiste a nuestra consulta por un dolor repentino
en la region lumbosacra (que es una de las afecciones mas corrientes) con una
incapacidad funcional. Es muy frecuente que nos diga que ha sufrido un pellizcamiento,
o pinzamiento, o que se ha quedado enganchado.
.A que lo achaca?
El paciente responde casi siempre:
a) A una mala postura.
b) A un enfriamiento.
32 CAPITULO
Etiologia de la lesion del
complejo vertebral: hernias discales
Perez-Molto F.J., Medina-Garrido J.A., Peris-Sanchis R., Sanz-Smith
M.C., Ferrando-Galiana M.L., Ferres-Torres E. y Smith-Agreda V.
LESIONES DEL COMPLEJO VERTEBRAL
La etiologia de las lesiones vertebrales suele ser de lo mas variado. Unas veces
puede deberse a un desequilibrio homeostatico del paciente y otras a un
desequilibrio anatomo-funcional de las extremidades inferiores, que repercute
en la pelvis (y de rechazo en la columna), la cual, para compensar, bascula
en sentido anteroposterior y arrastra la biodinamica del miembro inferior,
presentando una patologia en ambas extremidades.
Estos desequilibrios repercuten inmediatamente sobre el complejo vertebrodiscal
produciendo dos tipos de respuestas:
1. Fijaciones articulares e hipermovilidad a nivel del raquis lumbar.
2. Lesiones discales.
1. FIJACIONES ARTICULARES E HIPERMOVILIDAD A NIVEL DEL RAQUIS
LUMBAR
El desequilibrio entre la biodinamica de la hipermovilidad/hipomovilidad
suele ser la causa mas frecuente de los problemas de patologia cronica de este
complejo, ya que, al haberse roto el equilibrio en las partes adyacentes, zonas
vecinas y con una gran carga funcional intentan realizar la compensacion.
Las vertebras que con mayor frecuencia adquieren una hipermovilidad ante
un proceso patologico de fijacion de regiones adyacentes suelen ser en determinados
casos las vertebras L4 y L5. Las causas mas frecuentes son:
a) Procesos anquilosantes
Agudos o cronicos de la pelvis, fundamentalmente de la articulacion diartroanfiartrosica
sacroiliaca.
b) Procesos de transmision de fuerzas lesionales
A traves del sacro, o del coxal, en los elementos constituyentes del ilion, del
33 CAPITULO
Propedeutica de la biodinamica
de la pelvis
Sarti-Martinez M.A., Martinez-Soriano F., Villaplana-Torres L.,
Munoz-Fernandez J.F., Perales-Marin R.J., Ferres-Torres E.
y Smith-Agreda V.
SIGNIFICADO DE LA PELVIS
La porcion caudal del tronco corresponde a la formacion de un complejo visceroparietal,
que se constituye por el continente o pelvis, cuya formacion esqueletica
denominamos cadera, y un complejo visceral, que posee un denominador
funcional comun de todas ellas, el de ser emuntorio.
Desde un punto de vista unitario osteopatico, existe una unidad anatomofuncional
en su constitucion, reflejada por la reciproca influencia de un estamento
en el otro. Pero, ademas de estas funciones que acabamos de indicar,
debemos resaltar el hecho de que la pelvis va a ser el elemento responsable
de la transmision de la carga desde el tronco a las extremidades inferiores,
tanto en la estatica como en la dinamica.
En la organizacion de la pelvis el organismo ha utilizado el patron clasico metamerico,
con las correspondientes metaplasias necesarias para la consecucion
del sustrato encargado de realizar las diferentes funciones de una manera
euritmica.
CONSTITUCION BIODINAMICA DE LA PELVIS
La constitucion de la pelvis va unida a su biodinamica y por lo tanto esquematicamente
debemos considerar en ella las tres funciones a las que tiene
que adaptar su desarrollo funcional. Y estas son:
a) La de transmision de cargas en la estatica y en la dinamica.
b) La genital.
c) La emuntora.
34 CAPITULO

No hay comentarios:

Publicar un comentario